Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 9 - 2013

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Guatemala bajo asedio (y autoengaño)
Por Álvaro Velásquez - Guatemala, 28 de junio de 2013

La guerra interna en Guatemala ocurrió por la combinación al menos por cinco factores: 1) violación de la soberanía nacional en 1954 y 1961; 2) clausura de la democracia y libertades básicas desde 1954 hasta 1986; 3) exclusión social del campesinado indígena y sus demandas; 4) escandalosa corrupción desde Ydígoras hasta Lucas García; y 5) la geopolítica de la Guerra Fría.

Este último es el que han preferido absolutizar tanto los sectores ultraconservadores como ciertos “intelectuales de izquierda” para explicarla. Minimizan los demás factores como si estos hubieran sido ajenos a la voluntad política de los gobernantes de turno. Y claro, niegan sus peores consecuencias.

Ello queda claro de nuevo con el libro: “Guatemala bajo asedio (lo que nunca se ha contado)” de Avelmigua (2012). Cuya versión del conflicto armado parecería tener éxito entre civiles como penosamente entre los mismos militares. Porque si tal es la lectura de la historia que se está trasmitiendo a las generaciones de jóvenes militares, esta es apologética; cercenadora de la realidad nacional y antipluralista.

En general el libro es académicamente malo. No hay rareza en ello. Pero no es un premio en investigación social lo que busca, sino un impacto en la opinión pública. Su lenguaje denota la alianza entre un pensamiento militarista sincero y un libertarismo individualista dogmático, que encuentran en la acción anticomunista la subordinación común de sus intereses ideológicos y materiales. Su edición de lujo y gigantografías quizá compensen las debilidades del texto.

Asimismo, la pluma de Armando de la Torre con su aversión a la Teología de la Liberación, y el estilo de Karen Cancinos con su habitual abuso de los adjetivos (des)calificativos son fácilmente reconocidos.

El subtítulo de la obra asevera que es una historia nunca contada, pero ya antes un libro de Avelmigua (Testimonio de una agresión, 1999), así como los de Mario Mérida e incluso Alejandro Gramajo, habían presentado este mismo enfoque. Yo hubiera esperado, como novedad, una mayor explicación de su estrategia militar para deducir su victoria sobre el enemigo interno.

Pero más bien evade toda alusión a las masacres en oriente cometidas en los años 60’s así como las del Altiplano y Petén en los años 70’s y 80’s; o bien la masiva violación estatal de los derechos humanos, pero insinúa vilmente que los crímenes contra la dirigencia democrática fueron cometidos por las mismas fuerzas insurgentes.

Otras autojustificaciones son: la guerra nació en los cuarteles militares pero acciones como las de Turcios Lima, alimentaron un rencor especial en el Ejército contra él y sus seguidores. Se compran por completo el discurso del MLN sobre los gobiernos de Arévalo y Arbenz, anulando la responsabilidad del Ejército en la colaboración con la invasión estadounidense; y justifica el accionar de los Estados Unidos como inevitable. Que solo ayudaron a finqueros e industriales para su autodefensa y ni una palabra sobre los escuadrones de la muerte. Que si acaso hubo dictadura fue por causa de los comunistas y que los errores en la conducción del Estado fueron porque el Ejército no es formando para conducir un país.

Indigna además, que en un par de ocasiones sostenga la vinculación de J. Gerardi con la insurgencia, porque parecería estar justificando su cruento asesinato. En fin.

Lo que mejor logra es mostrar las debilidades del movimiento guerrillero, además de la presencia cubana en la capacitación de este, y cómo los Acuerdos de Paz no incluyeron la demanda de tierras que había sido central en las consignas guerrilleras.

Al final presenta a un Ejército olvidado por los gobiernos civiles y no compensados por su esfuerzo.

www.albedrio.org


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.