Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 2 - 2005

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

El Movimiento revolucionario 13 de noviembre
Por César Montes - Guatemala, 11 de noviembre de 2005
cmontes1@yahoo.com.mx

Los primeros guerrilleros en Guatemala fueron ex oficiales entrenados en EE.UU.

El 13 de noviembre de 1960 se sublevó la mayoría de la oficialidad joven del Ejército de Guatemala.

Comprometidos en derrocar al presidente Ydígoras Fuentes, querían restituir credibilidad al sistema político, depurar su institución, modernizarla y borrar la corrupción. Nunca imaginaron que su causa, modificada sustancialmente por sus protagonistas, perduraría hasta convertirse en el conflicto armado de 36 años.

De motivaciones gremiales militares con orientaciones nacionalistas y preocupaciones sobre el sistema político desprestigiado, se convirtió posteriormente en movimiento político militar democrático y revolucionario.

Alejandro de León Aragón, Marco Antonio Yon Sosa, el coronel Humberto Loarca, los subtenientes Luis Trejo Esquivel y Luis Augusto Turcios Lima, constituyeron en 1961 el Movimiento Revolucionario 13 de Noviembre con un grupo de los que fracasaron en 1960.

Irónicamente, los primeros luchadores guerrilleros en Guatemala fueron los ex oficiales entrenados en Estados Unidos en lucha contraguerrillera.

Luego de la muerte de Alejandro de León se constituyeron, en 1962, las FAR con la incorporación de los primeros civiles que integraban jóvenes universitarios, los miembros del PGT y los ex militares sublevados.

Yon Sosa, Turcios y Trejo eran los jefes con magnífico entrenamiento y grandes valores humanos. Idealistas, románticos, puros, estoicos, modestos, patriotas y desinteresados, nos formaron en esos valores a los que se agregaba disciplina, orden, lealtad y coraje en combate. Así fuimos forjados los primeros combatientes guerrilleros. Esos ideales fueron dejados de lado; se perdieron con el transcurso del tiempo. Los jefes históricos murieron en combate. Fueron sustituidos en la década de 1980 por lo que se autodenominó "Comandancia General", muy alejada en su práctica de quienes fundamos el movimiento armado bajo la jefatura de los militares más dignos del Ejército.

La Guatemala actual, la balbuceante democracia a punto de fracasar desde el Congreso, con todas sus dolencias y virtudes, es producto de aquellos que iniciaron el proceso revolucionario guatemalteco.

Fuente: www.sigloxxi.com


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.