Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Crisis de maíz
Por César Montes - Guatemala, 13 de abril de 2007
cmontes1@yahoo.com.mx

Que mueran de hambre millones en el planeta, ¿no es problema de seguridad nacional?

No se trata del Movimiento Alternativo de Izquierda de El Zurdo (Miguel Ángel Sandoval) sino de la gravedad de la propuesta de fabricar etanol. Se ha encarecido el precio del grano en EE.UU., lo que genera aumento en el precio de la carne, leche y sus derivados porque las vacas gringas se alimentan de maíz. En las próximas décadas es que los animales, cuya base alimenticia es el grano, al encarecerse, subirán dramáticamente de precio, engordando el bolsillo de los productores y adelgazando los planes de combate al hambre. Los índices de desarrollo humano dirán cuánto se verá afectado el mundo por el flagelo de este milenio: el hambre.

Los subsidios norteamericanos a la producción maicera hacían que el importado fuera más barato que el producido en el país. El proceso que preveo es el opuesto, a corto plazo.

Para Bush, la prioridad son los vehículos que consumirán etanol a costa del hambre del mundo, por el encarecimiento del grano. Para nosotros la prioridad son los seres humanos que padecen hambre y a quienes un precio elevado los limita en el consumo.

Dice Sandoval: “La producción mundial de maíz deberá ser canalizada para los biocombustibles y el hambre seguirá creciendo. ¿Hasta cuándo?” “El tema no es la quiebra de unos pocos miles de productores que tendrían que reciclarse buscando otro cultivo. Ahora se trata de poner en riesgo a 3 mil millones de seres que se quedarían sin alimentos por la conversión de éstos en combustible para vehículos”. “Si recordamos, las Metas del Milenio nos hablan de eliminar la pobreza extrema y el peligro de hambruna en los próximos 10 años, disminuyéndolo a la mitad, si se quiere vivir sin el peligro de la extinción de parte de la humanidad por hambre”.

Fabricar biocombustible de caña de azúcar es más rentable que el maíz. Por eso Bush quiere afectar a todo el planeta sembrando miles de hectáreas a costa del pulmón mundial de la Amazonia. De ahí, su viaje a Brasil.

Lo importante no son los brasileños ni el planeta, sino los automóviles y el confort insultante de consumo sin regulación. Se plantea en EE.UU. que usar alimentos para fabricar combustibles es un problema de seguridad nacional. ¿Que se mueran de hambre millones en el planeta no es de seguridad nacional? Para Bush, los pobres afean el paisaje.

Fuente: www.sigloxxi.com


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.