Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 1 - 2004

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Catastro = prosperidad
Por Carmen Ortiz - Guatemala, 25 de noviembre de2004
cloe2003@yahoo.com

Un país atrasado en todo... sí, eso somos, aunque en algunos temas el mismo se agudiza, para nuestra vergüenza. La educación es uno de ellos y sobre el mismo he dedicado ya varias columnas, pero existe otro al cual se le ha prestado menos atención a pesar de su particular trascendencia para el desarrollo: la necesidad de contar con certeza jurídica sobre la tenencia de la tierra.

Los Acuerdos de Paz se han quedado nuevamente atascados en el fango de la falta de voluntad política e intereses particulares, esos que frecuentemente no muestran ningún empacho en proferir discursos a favor de la "Guatemala que todos queremos", pero que en la práctica son los culpables y principales responsables de la pobreza que empaña el futuro personal y nacional de los guatemaltecos. Es inaudito que en pleno siglo XXI, un país eminentemente agrícola como éste aún no posea un inventario de tierras.

La ausencia de una Ley e institucionalidad catastral paralizan la economía en su conjunto, toda vez que se desestimula la inversión rural, el empleo, y por ende, el ingreso nacional. Por si ello fuera poco, abona a la conflictividad de tierras que tantas víctimas inocentes ha cobrado.

Varias iniciativas de ley han recorrido los despachos del Congreso de la República. Afortunadamente, parece ser que ¡Por fin! los diputados están a punto de ponerse de acuerdo y se están dando cuenta de la necesidad que tiene el no perderse en los detalles eminentemente técnicos o procedimentales de la iniciativa, para retomar su objetivo sustancial y fundamental.

Ojalá y en los próximos días recibamos la buena noticia y Guatemala inicie el 2005 con buen pie en materia agraria. Muchos problemas limítrofes municipales serían resueltos; se lograría establecer el derecho real de los campesinos sobre la tierra, y en consecuencia se les otorgaría el título de propiedad que les facilite el acceso al crédito en igualdad y equidad; se identificarían las potencialidades y condiciones de los recursos de la nación, facilitando la planificación estratégica para el desarrollo, identificando nichos de oportunidad y diversificando los cultivos. La Ley de Catastro es la base fundamental de cualquier política agraria.

Ojalá y logren disiparse los temores en torno a ideas erróneas o mal intencionadas que conciben el catastro como un medio para la expropiación indebida, o la valuación de terrenos con propósitos impositivos. Señores diputados, la aprobación de esta ley será el banderazo de salida hacia la prosperidad. No desaprovechen la oportunidad.

Fuente: www.sigloxxi.com


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.