Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 2 - 2005

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Negroponte
Por Carolina Vásquez Araya - Guatemala, 21 de febrero de 2005

Estados Unidos inicia un capítulo distinto de su historia, quizás el más agresivo de los últimos cincuenta años

El nombramiento de John Negroponte en la dirección del Consejo Nacional de Seguridad de Estados Unidos representa una victoria importante para George W. Bush, quien ahora tiene a dos de sus piezas favoritas en la posición perfecta: Condoleezza, la estratega, en el Departamento de Estado y Negroponte, un artífice del intervencionismo, a la cabeza de todo el equipo de inteligencia, con la única excepción del grupo comandado por Rumsfeld en Defensa.

El CNS parece haber sido creado para Negroponte, como un guante. Experto en espionaje desde la época de Vietnam, siguió una carrera que lo elevó a las alturas de una clase de diplomacia particular propia de la Guerra Fría, en la cual prácticamente todos los funcionarios del Departamento de Estado con misión en el extranjero se convirtieron en agentes al servicio de la CIA, con el poder suficiente para intervenir en cualquier país que se opusiera a sus planes de hegemonía, sin reparar en costos económicos ni humanos.

Embajador en Honduras y partícipe del apoyo del gobierno de Reagan a la contra nicaragüense, este alfil en el juego de George junior conoce a la perfección los entresijos de la política en aquellas regiones de interés estratégico y, por supuesto, su experiencia y sus contactos privilegiados le garantizan un control casi absoluto del tablero mundial.

El endurecimiento de la política de la Casa Blanca encuentra el remate final con este nombramiento. A partir de ahora, no sólo la política exterior manifestará un giro hacia la extrema derecha, sino también afectará la vida cotidiana dentro de las fronteras de la Unión.

Allí ya se comienza a percibir una restricción de las libertades civiles y pronto, sin duda, comenzará a manifestarse una represión cada vez más abierta a la libertad de expresión, la cual ya ha comenzado con amenazas a periodistas por no revelar sus fuentes de información y la censura de textos históricos y científicos en las escuelas, en una versión nueva y más definitiva del macartismo, una de las manchas más vergonzosas de la historia americana.

La relación de Negroponte con América Central es profunda, marcando el destino de los países del istmo de una vez y para siempre al transformar a Honduras en una enorme base de operaciones contra el comunismo.

Como representante del imperio clavó su enseña en tierra centroamericana, permeó a sus instituciones, corrompió a sus ejércitos, manipuló a sus líderes y consolidó la hegemonía estadounidense por medio del chantaje y la aniquilación de toda forma de disensión política.

Hoy, regresa triunfal a observar el planeta desde la cúspide de la pirámide.

Fuente: www.prensalibre.com


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.