Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Colom Argueta no dejó heredero ideológico
Por Eduardo Villatoro - Guatemala, 28 de octubre de 2007

Hace alrededor de dos o tres meses, si acaso, un grupo de viejos y nostálgicos seguidores del malogrado alcalde metropolitano Manuel Colom Argueta, asesinado por un comando del ejército, y que fueron fundadores del Frente Unido de la Revolución (FUR), me invitaron a participar en reuniones en la casa de uno de ellos, cuyo nombre no estoy autorizado a mencionar.

El motivo de las sesiones de trabajo consistía en discutir la posibilidad de que los antiguos dirigentes del FUR propusieran un plan de trabajo al candidato presidencial Álvaro Colom, de la Unidad Nacional de la Esperanza, y aunque yo nunca fui afiliado de aquella desaparecida organización política, siempre mantuve estrechas relaciones no sólo con Manuel sino con sus más cercanos colaboradores y ayudé en lo que pude desde mi posición independiente, al grado que logré establecer filiales del partido de Colom Argueta en la mayoría de los municipios de San Marcos, departamento del cual soy originario.

Incluso Manuel me propuso que yo fuera candidato a diputado por ese distrito electoral en las elecciones de 1974; pero yo no acepté porque era muy joven y no tenía ningún interés, como hasta la fecha, de figurar entre los aspirantes a cargos de elección popular.

En sustitución mía, fue proclamado el colega periodista Jorge Ernesto Fingado, por el Frente Nacional de Oposición, que desafortunadamente postuló al general Efraín Ríos Montt a la Presidencia de la República, coalición que encabezaba la Democracia Cristiana Guatemalteca e integraba el FUR y el ala disidente del extinto Partido Revolucionario, liderada por el finado Alberto Fuentes Mohr, también asesinado por la represión militar.

Traigo a colación lo anterior porque cuando los amigos del FUR preguntaron mi opinión, respecto a apoyar la candidatura presidencial de Colom Caballeros, les indiqué que no estaba de acuerdo en vista de que el mismo abanderado de la UNE había rechazado cualquier vínculo ideológico con Manuel Colom Argueta.

De esa posición, referente a tomar distancias con su tío, me lo comentó uno de los propiciadores de las reuniones, quien comentó que cuando en reciente oportunidad se entrevistó con Colom Caballeros, éste le advirtió categóricamente, que no existía ninguna relación doctrinaria entre él y el pensamiento social demócrata del malogrado dirigente del FUR.

Precisamente por eso me causó extrañeza que durante la entrevista que la cadena de televisión Univisión le hiciera a Colom Caballeros, por medio del conocido periodista mexicano Jorge Ramos, y a la cual no asistió el candidato presidencial Otto Pérez Molina, del Partido Patriota, el aspirante de la UNE aseveró que se sentía dolido aún por el asesinato cometido en contra de "mi tío Manuel" (sic), dando a entender que aquél (Colom Caballeros) era el heredero ideológico de Colom Argueta.

Es patético que a estas alturas, cuando corre el inminente riesgo de ser derrotado en las elecciones de la segunda ronda, venga el candidato de la UNE a pretender identificarse con los ideales del inmolado líder del FUR, sólo con el afán de congraciarse y recoger votos de los miles de guatemaltecos que aún recordamos con admiración y respeto a Colom Argueta.

Ignoro si aquellos ex dirigentes del desaparecido FUR prosiguieron en sus intenciones, aunque según me contó uno de ellos, desistieron de ello, para no convertirse en simples comparsas de alguien que sólo lleva el apellido paterno de Manuel Colom Argueta, pero está muy lejos de compartir su ideología social demócrata, aunque hasta la prensa extranjera lo califica como tal, seguramente porque desconocen la filosofía y la doctrina de esa corriente política.

(Romualdo Quitikrón reflexiona en voz alta: Si los caballos sufren la peste equina y los cerdos la peste porcina, ¿por qué algunos políticos que se la llevan de centro izquierdistas sufren de enfermedades patológicas cerebrales?)

Fuente: www.lahora.com.gt - 191007


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.