Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Problemas municipales: los drenajes
Por Eduardo Velásquez - Guatemala, 18 de julio de 2007

Una meta distante aún para la mayoría.

En el debate electoral que debe desarrollarse a nivel de los municipios y de los departamentos, los candidatos para cargos de elección popular a nivel de alcaldías y de diputaciones deben responder sobre sus planes de trabajo en términos de los problemas torales de esas demarcaciones. Por ello, es necesario que los ciudadanos conozcan no solo la situación de sus municipios y departamentos, sino también lo que sucede a nivel nacional. Lo anterior, para demandar con conocimiento de causa las soluciones a los problemas básicos de Guatemala.

Otro de los problemas no resueltos en los llamados servicios esenciales, además del servicio de agua, es el problema de la cobertura de los drenajes a nivel nacional. La cobertura del servicio de los drenajes en la República de Guatemala mejoró mucho, en el período comprendido entre 1981 y 2002; pasando de un 19 por ciento de cobertura a un 36 por ciento. Este dato es muy importante, toda vez que la cobertura de un servicio esencial, a nivel nacional es todavía muy baja. La falta de resolución de este problema, por sus implicaciones, afecta la salud de los habitantes del país y el ciclo del agua a nivel nacional.

La desigualdad en la cobertura del servicio de drenajes en el territorio nacional es evidente, en consonancia con los datos que arrojó el censo de población de 2002. Los departamentos que se encuentran por encima del promedio nacional del 36 por ciento de cobertura son apenas seis:

Guatemala (69 por ciento), Sacatepéquez (69 por ciento), Quetzaltenango (40 por ciento), Suchitepéquez (41 por ciento), Chimaltenango (40 por ciento) y Santa Rosa (38 por ciento). De nuevo, aparecen los departamentos con un mayor grado de urbanización. Hay departamentos que se encuentran por debajo del promedio nacional, la mayoría con indicadores de cobertura que no llegan al 20 por ciento; entre ellos: Petén (2 por ciento), Alta Verapaz (11 por ciento), Baja Verapaz (12 por ciento), Quiché (14 por ciento), Sololá (14 por ciento), Totonicapán (14 por ciento), San Marcos (16 por ciento), Jutiapa (20 por ciento) y El Progreso (20 por ciento). Existen todavía otros cuatro departamentos que están por debajo del promedio nacional, pero con indicadores de cobertura no tan lejanas del dicho promedio: Izabal (21 por ciento), Jalapa (22 por ciento), Chiquimula (24 por ciento) y Zacapa (30 por ciento).

En el caso del área metropolitana de la ciudad de Guatemala (AMCG), el área más urbanizada del país y de mejores estándares de vida, solamente tres municipios que la integran están por encima del promedio de cobertura del servicio de drenajes del departamento de Guatemala, que es de 69 por ciento. Ellos son: Guatemala (88 por ciento), Mixco (84 por ciento) y Chinautla (76 por ciento). Por debajo del mencionado promedio están la mayoría de los municipios: Amatitlán (66 por ciento), Villa Nueva (58 por ciento), Santa Catarina Pinula (26 por ciento), San José Pinula (51 por ciento), San Pedro Ayampuc (55 por ciento), Fraijanes (19 por ciento), Villa Canales (18 por ciento) y San Miguel Petapa (57 por ciento). Destacable de las cifras anteriores, está el hecho de que existen todavía en el AMCG municipios, como Fraijanes, Villa Canales y Santa Catarina Pinula, que se encuentran con coberturas por debajo del promedio nacional, a pesar de la existencia de grandes mansiones en sus territorios y de nuevas lotificaciones, que no necesariamente son para el acceso de personas de escasos recursos.

Fuente: www.elperiodico.com.gt


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.