Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 2 - 2005

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Los secretos de una visita
Por Félix Loarca Guzmán - Guatemala, 30 de marzo de 2005

Sobre la reciente visita a Guatemala del secretario de Defensa de los Estados Unidos, Donald Rumsfeld, se han dicho muchas cosas, pero no se ha dicho toda la verdad. En torno a este acontecimiento hay muchos secretos de profunda política internacional que seguramente no son conocidos más que en determinados núcleos de poder tanto en Guatemala como en Washington.

Llama la atención que el alto funcionario del Pentágono, haya llegado a nuestro país en medio de la Semana Santa cuando los guatemaltecos estaban descansando o profundamente dedicados a las actividades religiosas en conmemoración de la vida, pasión y muerte de Jesucristo.
Las declaraciones periodísticas que ofrecieron tanto el visitante como el presidente de Guatemala Óscar Berger, acerca de los temas tratados que supuestamente versaron sobre la reanudación de la ayuda militar, la lucha contra el terrorismo y el narcotráfico, son apenas una cara de la moneda.
En algunos círculos de analistas políticos se manejan varias hipótesis, entre ellas que la razón principal de la presencia en Guatemala del Ministro de la Defensa del gobierno de George W. Bush, fue negociar el apoyo del régimen de la GANA para promover una acción de condena contra Cuba ahora que ya se ha iniciado el 61 período de sesiones de la Comisión de Derechos Humanos de las Naciones Unidas con sede en Ginebra, Suiza.

No sería nada extraño que el gobierno del presidente Óscar Berger, cuya propensión al vasallaje es muy conocida, pudiera desempeñar un triste papel de testaferro para sentar al régimen de La Habana en el banquillo de los acusados bajo el señalamiento de violar los derechos humanos.

A nivel internacional se sabe que Estados Unidos hizo circular en Ginebra un proyecto de resolución contra Cuba ante la ausencia de gobiernos que se prestarán para presentar, en su nombre, el repetido ejercicio de hostilidad contra ese país cuyo único pecado ha sido mantener una posición independiente ante las presiones, el bloqueo y el chantaje de la potencia imperial.

En años anteriores, el Departamento de Estado consiguió que gobiernos títeres como el de la República Checa, Costa Rica, Perú y Uruguay, ejercieran el papel de copatrocinadores de proyectos de resolución redactados en Washington.

En el 2004 la Casa Blanca impuso su proyecto por apenas un voto de diferencia, luego de desplegar en Ginebra y en diversas capitales del mundo, una impresionante campaña en contra de Cuba.

Como reacción ante la nueva maniobra que ya se vislumbra en Ginebra, los intelectuales de todo el mundo han suscrito un llamamiento a favor de Cuba y en contra del intento estadounidense de condenarla en la Comisión de Derechos Humanos.

El documento dice que "Entre el 14 de marzo y el 22 de abril de 2005 tendrá lugar en Ginebra el 61 período de sesiones de la Comisión de Derechos Humanos de la ONU, donde una vez más el gobierno de los Estados Unidos, presionando a los países miembros, intentará que sea aprobada una resolución contra Cuba".

El pronunciamiento agrega que "Es un tratamiento manipulado y selectivo del tema para justificar la intensificación de la política de bloqueo y agresiones que violando el derecho internacional ejerce la mayor superpotencia del planeta contra un pequeño país.

La Comisión debe representar a todos los pueblos de las Naciones Unidas y velar por el respeto de los derechos humanos de todos los hombres y de todas las mujeres del mundo. Resulta significativo, sin embargo, que en el seno de la Comisión, durante el período de sesiones del año pasado, no haya sido posible evaluar, ni siquiera debatir, las atroces violaciones de derechos humanos que ocurren en las prisiones estadounidenses en Irak y en Guantánamo".

El llamamiento de los intelectuales subraya que "El gobierno de los Estados Unidos no tiene autoridad moral para erigirse en juez de los derechos humanos en Cuba, donde no ha existido un solo caso de desaparición, tortura o ejecución extrajudicial y donde a pesar del bloqueo se han alcanzado índices de salud, educación y cultura reconocidos internacionalmente".

También piden a los gobiernos de los países representados en la Comisión de Derechos Humanos que no permitan que la misma sea utilizada para legitimar la agresividad anticubana de la administración Bush, en momentos en que la actual política belicista de Washington hace previsible una eventual escalada de muy graves consecuencias.

La declaración de los intelectuales ha recibido nuevas adhesiones y ahora el número de firmantes se eleva a más de mil 500. Entre ellos figuran los Premios Nobel Adolfo Pérez Esquivel, Rigoberta Menchú, José Saramago y Nadime Gordimer.

En el pronunciamiento también aparecen las firmas de los destacados artistas estadounidenses Harry Belafonte, Alice Walker y Danny Glover, así como de los conocidos intelectuales latinoamericanos Mario Benedetti y Eduardo Galeano.

No cabe duda que la Comisión de Derechos Humanos de las Naciones Unidas permanece maniatada como consecuencia de las presiones que sobre sus miembros ejercen gobiernos como el de Estados Unidos.

Una de las consecuencias de esta manipulación política, es que dicho órgano ha perdido legitimidad por lo que se debe actuar con urgencia para hacerle regresar al espíritu de respeto y cooperación de sus fundadores.

Ojalá que el gobierno de Guatemala no incurra en la torpeza de prestar su nombre para aparecer como copatrocinador de la nueva resolución anticubana, ya que ello no sólo confirmaría su papel de sumisión ante el poder imperial, sino que lo dejaría mal parado en momentos en que el pueblo de Cuba mantiene en el territorio nacional una brigada de aproximadamente 500 médicos prestando servicios a favor de la salud pública en los lugares más lejanos en una de las más hermosas acciones de solidaridad humana.

Fuente: Diario La Hora - www.lahora.com.gt


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.