Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 2 - 2005

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Otros problemas nos acechan
Por Walter Guillermo del Cid R. - Guatemala, 14 de octubre de 2005
walterdelcid@lahora.com.gt

EL TIEMPO TRANSCURRE IRREMEDIABLEMENTE. Dos comunidades van a las que oficialmente se les habría declarado como "cementerios", la imposibilidad de buscar y localizar los cadáveres de estas víctimas es admitida y enorme. A lo más que ha podido llegar el Gobierno es a reconocer su incapacidad para emprender tales esfuerzos.

ADEMÁS DE LOS EFECTOS DESTRUCTIVOS DE LA FUERZA avasalladora de la naturaleza, también se podrán contar entre los impactos negativos, el enorme daño al endeble equilibrio mental de la población. Más de mil 500 niños huérfanos es un triste saldo que se suma a las otras cifras rojas que ha dejado el devastador fenómeno climático.

AUNQUE CON ESTE AFÁN PRAGMÁTICO Y MERCANTILISTA quizás no falte alguien por ahí muy allegado al Presidente que le sugiera que los niños se pueden convertir en jugosa ganancia derivada de la "exportación" de huérfanos al mejor postor. El pago se aceptaría en dólares, aunque también se recibirían euros (éstos últimos valen más).

TRES SECUELAS CON CARACTERÍSTICAS DE EPIDEMIAS SE pueden anticipar: una es hacia las enfermedades gastrointestinales; otra sería la que puede afectar el aparato respiratorio y conexo; y, finalmente; enfermedades de la piel, por la sobre exposición a la humedad y a las aguas propiamente dicho.

SI AL CUADRO ANTERIOR LE AGREGAMOS EL ANCESTRAL padecimiento de desnutrición. El panorama que se vislumbra es en realidad sombrío. El número de muertos (ahora ya en condición de indirectos) va a aumentar considerablemente. Este es un momento de coraje y firmeza en la adopción de acciones o el impulso para que otros las ejecuten y al que no se debe esperar más, de lo contrario, la mesa está servida y cualquiera con un poco de habilidad y otro tanto de conocimiento de los procesos de la administración pública se puede hacer del "banquete".

PERO, LOS INICIALES GESTOS DE ACAPARAMIENTO Y ABUSO por parte de quienes comercian con los productos básicos, no se imaginarán que en breve: aguacates, tomates, frutas, legumbres y hortalizas, serán entre otros productos, que tenderán a escasear y en algunos casos hasta desaparecer de esta plaza. La contingencia para la importación aún está pendiente. El costo de la vida se va a disparar. ¿Y los empresarios seguirán con el discurso del "salario mínimo por productividad? ".

SI EL PROCESO DE RECONSTRUCCIÓN NO SE EMPRENDE bajo la condición de permitirle participar y opinar a la población damnificada, probablemente lo que habrá será una reconstrucción de los cuadros de pobreza y exclusión, que han sido parte de los elementos que se han puesto de relieve en la actual crisis. Eso debe cambiar. El asentamiento de las comunidades debe ser desarrollado de conformidad con un armonioso y sustentable uso, empleo y disfrute de la naturaleza.

SI TAL PARTICIPACIÓN NO SE PRODUCE Y SI LA ATENCIÓN continúa siendo deficiente, se habrán de producir nuevas olas de inmigrantes. La red metropolitana podría ser entonces la que colapse. Habría nuevos asentamientos, mayor población y de nuevo deficiencia en la atención y dotación de servicios a quienes llegarían a abrumar la capacidad metropolitana.

PERO ESO NO ES TODO. NUEVOS PROBLEMAS SURGIRÁN. Nuevas carencias harán del impacto de este fenómeno un acontecimiento cuya llaga habrá de durar mucho tiempo, si no se enmiendan acciones y se reencausan procesos. Ojalá me equivoque.

Fuente: www.lahora.com.gt - 131005


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.