Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Inicia negociación de Acuerdo de Asociación con UE
Por James Smith - Guatemala, 20 de febrero de 2007

• UE anuncia disposición de aceptar equipo negociador centroamericano

• Sociedad civil: Acuerdo beneficia a los grandes y perjudica a los de siempre


• Representantes de la UE en Guatemala: el objetivo del Acuerdo es principalmente geopolítico

La Unión Europea (UE) y Centroamérica inician en marzo próximo la negociación que permita establecer un Acuerdo de Asociación entre ambas regiones. Dado que Centroamérica no tiene gran importancia comercial para Europa y tampoco es un mercado potencial para el futuro, la pregunta obligada es ¿Por qué este Acuerdo? Según algunos analistas, el objetivo principal del Acuerdo es abrir las puertas a las empresas europeas transnacionales donde todavía la región ofrece perspectivas para su privatización. Asimismo, permitirá a la UE reforzar sus posiciones en el ámbito multilateral de comercio, especialmente en aquellos temas en donde no se avanza a nivel de la Organización Mundial de Comercio (OMC). Por su parte, los representantes de la UE reconocen estas razones pero prefieren destacar otros temas del Acuerdo como el diálogo político, la cooperación y una cláusula de derechos humanos. Y de ahí surge otra interrogante para ciertos grupos de la sociedad civil que aún no saben si participar en las negociaciones del Acuerdo: ¿Es posible rechazar el aspecto comercial sin afectar a los otros rubros (incluyendo el flujo de recursos de la UE )?

NEGOCIACIONES DEPENDEN DE INTEGRACIÓN REGIONAL. La creación de un Acuerdo de Asociación entre la UE y Centroamérica se ha promovido desde la cumbre de jefes de Estado y de gobierno de la UE, Latinoamérica y el Caribe en Guadalajara, México en mayo de 2004.

En mayo de 2006, durante la cumbre equivalente en Viena, Austria los representantes de la UE y el istmo concretaron algunos detalles del Acuerdo, el cual contendrá por primera vez entre ambas regiones un Tratado de Libre Comercio ( TLC ).

Pero la UE ha manifestado que solamente negociará con Centroamérica como bloque. Por lo tanto, ha condicionado la apertura de negociaciones para el TLC a un requisito básico: la profundización de la integración económica regional.

Según la Declaración de Viena, esta integración se trata sobre todo del marco institucional, la unión arancelaria y la eliminación de impedimentos comerciales no tarifarios en el comercio intra regional.

Este requisito contribuye a la simplificación del proceso de negociación y a la futura libre circulación de bienes y servicios provenientes de la UE dentro de la región, dijo el analista Tobias Lambert de la Fundación Heinrich Boll.*

El representante de la Comisión Europea en Guatemala, Joao Melo de Sampaio, considera que la unión aduanera es sinónimo de un mercado integral que permite promocionar a los seis países del área (Panamá, Costa Rica, Nicaragua, Honduras, El Salvador y Guatemala) como una sola región.

En entrevista con Inforpress , el diplomático comentó que los países de la región están de acuerdo en un 82% sobre la distribución de los ingresos en las aduanas periféricas y el remanente arancelario.

Según Melo de Sampaio, existen dos otros temas claves para negociar: 1. La ratificación del Tratado Centroamericano sobre Inversiones y Servicios, y 2. El desarrollo de un sistema jurisdiccional para asegurar las disciplinas económicas regionales.

Sobre este último mecanismo, la UE ha invertido 10 millones de Euros durante cinco años para fortalecer el Corte de Justicia, el Procurador General y las demás instituciones jurídicas.

Mientras tanto, la UE , que había exigido a Centroamérica un negociador único para discutir un eventual acuerdo comercial, se ha mostrado dispuesto a negociar con un equipo integrado por representantes de los países del área.

Francesca Mosca, embajadora de la UE en Nicaragua, comentó el 9 de febrero que la propuesta centroamericana tendría que ser aceptada por el bloque de 27 países europeos.

Mosca aseguró que en las negociaciones también se le dará participación a la sociedad civil de la región, y para ello, dijo, está previsto organizar un foro en Honduras, en los primeros días de marzo de este año ( Prensa Libre , 10/2/07).

Melo de Sampaio aseguró que la UE no pretende negociar un simple TLC con Centroamérica, sino un acuerdo con una dimensión política, y de profundización de la cooperación para el desarrollo.

La UE aportará US$1,000 millones a Centroamérica con desembolsos programados entre 2007 y 2013 para programas prioritarios del combate a la pobreza, problemas ambientales y mejorar los niveles de seguridad y de justicia.

¿CAFTA II? Aunque efectivamente dentro del Acuerdo se incluyen temas como el diálogo político, la cooperación y una cláusula de derechos humanos, según algunos analistas el énfasis del acuerdo es económico.

Es un acuerdo con toda la influencia neoliberal de libre comercio que beneficia a los grandes y perjudica a los de siempre , dice Mario Rodríguez, del Consejo de Investigaciones en Desarrollo ( CIID ).

Según el Ministerio de Economía de Guatemala, el equipo negociador está compuesto por cuatro mesas: a) acceso a mercados; b) servicios; c) asuntos institucionales; y, d) otros temas.

Según declaraciones ministeriales, la atención está puesta en los mecanismos de acceso a mercados que permitan incrementar los flujos de mercancías entre ambas regiones.

El anuncio sólo refleja cuáles son los intereses existentes, que en nada difieren de los planteados en el proceso del CAFTA , dice Rodríguez .

Esto se ve reforzado por las declaraciones de Peter Mendelson , encargado de comercio de la Comisión Europea que dijo: estos acuerdos pondrán las bases de unas relaciones comerciales y económicas más intensas entre la UE y los países centroamericanos y andinos. Colaborarán en el establecimiento de mercados regionales, atraerán inversiones y desarrollarán el comercio. (Nota de prensa de la delegación europea en Guatemala, 6/12/06).

Guatemala adopta una estrategia similar a la asumida con Estados Unidos, buscar la consolidación de las ventajas que actualmente otorga la UE a la región a través del Sistema General de Preferencias, SGP Plus ** .

En otras palabras , explica Rodríguez , la consolidación de los beneficios de acceso que gozan los grandes exportadores, fundamentalmente vinculados con el café, banano, tabaco, ajonjolí y en menor medida plantas y frutas tropicales, solamente beneficiaría a los grandes grupos empresariales ganadores de todo el proceso de liberalización comercial.

El analista dijo que la UE deja ver que en su estrategia global, Centroamérica sólo puede significar dos cosas: 1. Conseguir las mismas ventajas que la región centroamericana otorgó a EEUU con el CAFTA , y 2. Introducir los temas empantanados de la negociación de la Ronda de Doha de la OMC , con ello logra acceso al mercado de EEUU y genera apoyos a futuro en la negociación multilateral ante el fracaso que significó Hong Kong y el empantanamiento de la Ronda del Desarrollo de Doha.

En ese orden, los europeos centran su interés en los temas de servicios, propiedad intelectual, inversiones y compras gubernamentales, los temas de Singapur de la agenda de la OMC .

El relegar a la mesa de «otros temas» el diálogo político y el proceso de cooperación, da la apariencia que en definitiva lo que prevalecerá será el aspecto comercial y económico, tal como lo reafirma la declaración de prensa de la delegación de la UE en Guatemala: los acuerdos establecerán las condiciones para la instauración gradual de una zona de libre comercio entre la UE y ambas regiones y desarrollarán tanto el comercio intrarregional como birregional .

Bajo estas premisas, varios analistas estiman que el resultado será un clásico acuerdo de libre comercio, al mejor estilo neoliberal de desregulación, protección para inversiones y acuerdo de comercio administrado buscando obtener ventajas comparativas entre ambas regiones.

Según Suzan van der Meij, del Programa de Incidencia en Europa para Centroamérica ( PICA*** ), los efectos del Acuerdo serán: menos empleo; menos acceso a servicios básicos (por la privatización); y un mayor costo de la vida entre otros por efectos macroeconómicos como un balance comercial más desfavorable (aumentarán las importaciones europeas, y disminuirán las exportaciones).

INTERESES GEOPOLÍTICOS. Respondiendo a estos temores, Melo de Sampaio reconoce que el tipo de inversión que el Acuerdo busca impulsar en Centroamérica no traerá empleo masivo, pero que esto es normal hoy en día donde los nuevos puestos de trabajo suelen ser más bien especializados .

En cuanto a la posible privatización de servicios, Melo de Sampaio lo ve como algo alentador porque a pesar de que los precios suben, los servicios también mejoran y el Estado recauda más impuestos (de las empresas privadas) para invertir en gastos públicos.

Y con respecto al posible balance comercial desfavorable, el funcionario dice que el acuerdo probablemente incrementará las exportaciones, dado que existe una potencial de crecimiento enorme para vender productos tradicionales a Europa.

No obstante, según datos de EUROSTAT , durante los primeros cuatro años del TLC entre la UE y México (2000-04), el comercio entre ambas partes a penas creció el 3%. Las exportaciones de México hacia la UE crecieron en un promedio de 5% por año (de 5,621 millones de Euros a 6,800 millones de Euros), mientras las importaciones de la UE bajaron ligeramente (de 14,745 millones de Euros a 14,600 millones de Euros).

Sin embargo, concluye Melo de Sampaio , el objetivo principal del Acuerdo no es comercial, si no geopolítico. Vivimos en un mundo unipolar, y la UE está interesada en crear un mundo más equilibrado donde los países pueden tener más poder para negociar en bloques o regiones, de ahí nuestra creencia en el multilateralismo y que Centroamérica pueda ser un aliado estratégico.

De hecho, la reiteración que se hace en el mandato negociador surgido de la Cumbre en Viena para potenciar la cooperación en búsqueda de la cohesión social ha despertado mucha expectativa más allá de los ámbitos empresariales. Y ese aspecto podría ser un punto de quiebre para que este Acuerdo comercial no sea controversial ni despierte las mismas pasiones que si lo tuvo el proceso del CAFTA, especula Rodríguez .


* Europa y Centroamérica – hacia el mercado libre.

** El SGP Plus, que entró en vigencia para los países centroamericanos el 1 de julio de 2005, abarca alrededor de 7,200 productos es un sistema que concede preferencias adicionales a países en especial peligro a condición de que cumplen con una serie de criterios. Estos incluyen la ratificación e implementación de 27 acuerdos internacionales sobre desarrollo sostenible y medio ambiente, derecho laboral y buen gobierno. Además, la gama de producción y exportación de los países implicados tiene que ser poco diversificada, y ninguno de los países puede ser responsable de más del 1% de los bienes importados por la UE . Países que suministran más del 15% de las importaciones a la UE en un determinado grupo deproductos perderán sus preferencias. En la industria textil, el límite es sólo el 12.5% . Estas reglas pretenden garantizar que sobre todo países necesitados puedan gozar de los beneficios arancelarios.

*** De Christian Aid, DanChurchAid, Diakonia Suecia e ICCO

En cooperación con Inforpress Centroamericana - Inforpress C.A. es una revista semanal de análisis que cubre la región centroamericana, y depende de suscripciones para sus ingresos. www.inforpressca.com

www.albedrio.org


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.