Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

¿Delincuencia común?
Por Miguel Ángel Albizures - Guatemala, 9 de febrero de 2007

Intentos de amedrentar a buscadores de justicia.

La delincuencia política se ha de sentir feliz por las últimas acciones que ha realizado, pensando que ha logrado el objetivo deseado; pero una vez más se equivoca, pues una cosa es robar archivos y computadoras y otra hacernos desistir en la lucha por llevar a juicio a los genocidas.

Romper barrotes de hierro, quebrar puertas, arrancar candados, registrar archivos, llevarse 14 computadoras, cámaras de vídeo, videocaseteras y CD de exhumaciones o luchas populares y además dejar como mensaje en la puerta de salida el informe de ataques contra defensores del Movimiento Nacional por los Derechos Humanos “El Terror Continúa”, o hacer nudos con cables simulando un ahorcamiento, no nos hará retroceder.

La sofisticación de esta “delincuencia común” de usar guantes para no dejar muchas huellas es solo la manifestación del entrenamiento que la delincuencia política ha estado recibiendo para que las investigaciones no den ningún resultado. Como no creemos en las casualidades, nos llama la atención que el mismo día del allanamiento al Movimiento Nacional por los Derechos Humanos se haya dejado un volante de amenaza al personal del departamento jurídico de CALDH y que días antes se hiciera daño al vehículo de otro compañero de CALDH y se diera el secuestro por espacio de una hora, de otro de ellos, dejando abandonado el vehículo sin robarle nada, ni siquiera la computadora portátil que llevaba. Todo esto no es casual ni es delincuencia común, sino política, que quiere silenciar a defensores y defensoras de derechos humanos. Lo que pretenden es paralizar a las organizaciones de la sociedad civil para que no digan, no hagan y no se crucen por el camino empedrado de la impunidad que han construido.

Ojalá les sirva mi recopilación de artículos y documentos grabados en la computadora que se llevaron, pues quizá a través de ellos podrán comprender lo que es genocidio, desaparición forzada, crímenes de lesa humanidad o jurisdicción universal y si tiempo les queda pueden leérselo a sus jefes, pues también aparece todo sobre las masacres de las Dos Erres, Plan de Sánchez o la quema viva de 39 personas en la embajada de España. Todo en castellano que ustedes tal vez sí entienden y que a los periodistas nos cuesta. Ustedes tiran la piedra, esconden la mano y luego la utilizan en las campañas manchadas de rojo con la violencia que provocan.

Fuente: www.elperiodico.com.gt


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.