Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Premio Nacional de Literatura 2007
Por Otto Rene Hernández García - México, 26 de agosto de 2007

No me corresponde brindar homenajes en vida a nadie, ni brindar a estas alturas de mi vida por nadie. Pero hoy 25 de agosto de 2007 bien vale la pena hablar de un amigo que merece todo mi respeto y solidaridad por su profunda e inquebrantable solidaridad por mi patria. Aquel pedazo de tierra que nos brindó el destino y por el cual han muerto cientos de miles. Aquel amigo que comenzó jugando a escribir muy joven y hoy es ni más ni menos nuestro Premio Nacional de Literatura.

Desde su militancia revolucionaria hasta su doctorado en alguna universidad gringa todo lo ha hecho bien, sin jactancias. Como prisionero en las ergástulas sandinistas hasta el momento de compartir un plato de comida en un tianguis mexicano nunca olvido el principio básico de la responsabilidad al trabajo y el respeto a los demás.

Su infatigable calidad de lector y su disciplina constante lo han colocado en estos momentos como el mejor de los candidatos que Guatemala tiene para honrar la memoria de nuestro Premio Novel de Literatura Miguel Angel Asturias.

Que mejor momento para nuestra patria que este día. Tiempos de incertidumbre se ciernen sobre esta. Sushijos mas prolijos ha sabido brindarle momentos degloria, Enrique Gómez Carrillo, Severo Martínez Peláez, Luís Cardoza y Aragón, Otto René Castillo, Roberto Obregón Morales, Franz Galich, Mario Payeras, Tito Monterroso, Otto Raúl González y toda la cantera de ilustres y extraordinarios literatos, poetas, críticos, cineastas y trabajadores de la cultura que ha tenido Guatemala.

Este año recayó el premio sobre MARIO ROBERTO MORALES quien pasa a formar parte de la galería de ilustres guatemaltecos que desde las aulas de Santiago de Compostela a México enseña la virtud más grande de la lengua castellana: su objetividad.

Y si a objetivos vamos, Mario Roberto es uno de ellos, con su sencillez para transmitir sus pensamientos lo colocan en la actualidad como uno de los intelectuales más prolijos que Guatemala tiene en la actualidad.

Como guatemalteco me siento satisfecho por el premio otorgado a la inteligencia, a la razón, a la disciplina y la constancia.


www.albedrio.org


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.