Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 1 - 2004

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

La ineptitud operacional de la Montana Exploradora
Por Roberto Arias - Guatemala, 29 de enero de 2005

La capacidad operacional de una empresa transnacional embarcada en tareas tan conflictivas como es la sustracción de los recursos naturales que pertenecen al Estado en países que no son el propio, no debe medirse únicamente por la capacidad de compra de equipo tecnológico y el soborno a personajes del foro político del país anfitrión. Debe medirse también -inicialmente- por su capacidad para analizar, asimilar y manejar correctamente las variables políticas, sociales, económicas, ambientales, ecológicas e idiosincrásicas de toda la región, particularmente en países convulsos por problemas étnicos, marginación social, económica y educacional como Guatemala y otros países latinoamericanos.

Dentro de otros elementos, debería una compañía transnacional, tener la capacidad investigativa para ubicar a las personas idóneas que estarán al frente de la toma de decisiones, particularmente las decisiones álgidas y de carácter político vinculantes, por un lado, con el gobierno y, por el otro, con la población y las instancias civiles organizadas.

Para la tarea de dirigir las operaciones de una multinacional en un país latinoamericano con profundas heridas como Guatemala, debe escogerse a una persona con probada experiencia en manejo empresarial, político y credibilidad profesional, que tenga las mejores intenciones de velar por los intereses de la compañía, lo cual, de manera implícita incluye trabajar con profundo apego a la ética y a los intereses, beneficio y protección de la ciudadanía en general, con la clara intención de demostrar la buena fe de la empresa para con el país anfitrión y para con la ciudadanía y así evitar fuertes fricciones que puedan convertirse, como está ocurriendo ahora con la minera Montana en Guatemala, en un tremendo enfrentamiento entre el Gobierno y la ciudadanía, el que ya suma un muerto, varios heridos y una represión gubernamental tan desgastante, que puede llevar a un conflicto social de colosales magnitudes para el país. El conflicto actual, debido a la actitud violenta, insolente y abusiva de la transnacional, apoyada de una manera incuestionablemente parcial por el Presidente de la República, ya tiene características beligerantes y debe apaciguarse ya. Cuando se es parcial en un suceso tan crucial, con mucha seguridad existen intereses personales de los actores.

El 17 y 18 de abril de 1993, hace casi doce años, el diario Prensa Libre publicó en dos entregas, en página 8, un reportaje realizado por este servidor en el que se demuestra fehacientemente de qué manera el ingeniero Agrónomo Milton Saravia, en ese momento Secretario Ejecutivo del Consejo Nacional de Áreas Protegidas, CONAP, y ahora -paradójicamente- gerente general de la Montana Exploradora; abusando de su posición oficial, utilizó a los medios de comunicación masiva para mentir públicamente a la ciudadanía sobre un tema álgido, de alto impacto y preocupación pública. También se demostró cómo asumió, sin mayor experiencia, a la Secretaría Ejecutiva del CONAP de una manera fraudulenta, contraviniendo lo que entonces establecía del artículo 71 de la Ley de Áreas Protegidas. A raíz del reportaje y de otros asuntos que seguramente no parecieron atinados al entonces gobernante, despidieron al Ing. Milton Saravia del puesto y llegó a hacerse cargo del mismo la Licda. y ahora Doctora Emy Díaz.

Fue pública la intervención de la señora Novella de Berger, ampliamente conocida en corrillos ambientales como -Nini-, para lograr que el entonces recién electo presidente de la República, Jorge Antonio Serrano Elías, nombrara a su amigo Milton Saravia, como Secretario Ejecutivo del CONAP. La Señora Novella de Berger fungió como Comisionada Presidencial de Medio Ambiente con Jorge Serrano Elías. Se supo que sus aportes a la campaña presidencial fueron meritorios. Está casada con el Sr. Francois Berger, primo del actual presidente de la República, Óscar Berger Perdomo y son propietarios, dentro de otras cosas, de Auto Safari Chapín.

Si sumamos uno más uno, lograremos leer entre líneas cuáles son las razones por las que el actual gerente de la Montana Exploradora está fungiendo como tal; porqué el Presidente de Guatemala tiene una actuación personal tan relevante en la defensa de una compañía minera extranjera, aún a costa de ponerse en contra de toda la ciudadanía, en lugar de dedicarse a velar por los asuntos que afligen tremendamente a la ciudadanía, prioritarios porque está seriamente en juego la gobernabilidad del país.

La Embajada del Canadá, los socios de la Montana Exploradora en ultramar y los altos niveles directivos en Canadá, deben saber que fallaron al no buscar por oposición a la persona que manejaría la delicada situación operacional en Guatemala, a quien talvez no investigaron y que es probadamente mentiroso y tramposo y tiene fondo para estar vinculado muy profundamente para servir a sus propios intereses y a los intereses del amplio grupo que conforma el "nuevo gobierno", ahora presidido por Óscar Berger Perdomo. ¡O quizás por eso lo nombraron gerente general!

Fuente: Diario La Hora - www.lahora.com.gt


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.