Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Megaclavo
Por Enrique Sam Colop - Guatemala, 31 de mayo de 2007

Tal vez Alá sea nuestra salvación, porque Ajaw parece que ya se fue, y sus discípulos cobardes se esconden.

¡Muy bien! Y como la palabra está de moda, hasta que Cash Luna opaque a la Megafráter con su ciudad de Dios, utilizo la palabra para expresar el gran clavo en que ha incurrido o está incurriendo el Tribunal Supremo Electoral con varios procesos en su contra.

El más grande por el momento es que la Corte de Constitucionalidad en un resquicio de legalidad ha restablecido el derecho ciudadano de elegir y ser electo de aquí a cuatro años. Eso de aplicar la ley sin interpretarla es muy simplista por parte de los magistrados del TSE, que suena a aquellos borregos/católicos/legalistas que repiten “la ley es ley”.

Aquí de nuevo hay que recordar que al menos dos de ellos -uno que, conforme a informaciones de prensa, no participó en la reunión donde se tomó esa decisión- ha sido señalado de haber sido puesto allí por el FRG. El hecho es que la CC revocó provisionalmente la convocatoria a elección al Parlamento Centroamericano (Parlacen), entidad que muchos hemos dicho que es inútil, inservible, incapaz, incompetente, nula, superflua, etcétera...

El asunto es que esa elección tenía dedicatoria especial: brindarle impunidad, a través de la inmunidad, al hijo de aquel otro acusado por genocidio que hasta aburre estar mencionándolo, y creo yo que, por vergüenza, su hermano cura ya no se identifica con el segundo apellido -¡qué ralea, por el Dios cristiano!-.

Ni bien la CC había resuelto provisionalmente y el TSE decidió cancelar esa elección, y tienen razón los abogados que comentan que el proceso no ha terminado. Como dijo el ex diputado Gabriel Orellana: “El error es considerar que porque el TSE dio marcha atrás ya se terminó el caso, falta ver qué dice la CC” (elPeriódico, 29/4/07).

Un punto curioso en este clavo es que Orellana, a quien reconozco como uno de mis profesores en la URL, fue canciller en tiempos de Ríos Montt -quiero decir, de su testaferro, Portillo-, haya sido quien interpuso ese recurso que termina quitándole inmunidad/impunidad al hijo de quien antes asistió. Como dice una canción: “Sorpresas te da la vida”.

Para Ríos Montt, el genocida, esto tal vez no le ocasione problemas, porque está acostumbrado a mangonear a jueces y fiscales como lo empieza a hacer el que se propone -su alumno, otro general del terror-.

La semana pasada, el pastor Efraín se burlaba de sus acusadores como “inútiles”, y ¿cómo no habrían de serlo, si el sistema jurídico guatemalteco es también inútil?

Pero así como el genocida se burlaba de sus detractores, recibe una porción de su propia medicina, porque la CC y el TSE le dicen “no” a continuar con la impunidad para su hijo, que él impuso en el país, ¡y de parte de uno de sus asociados! Así que, si alguna vez existe justicia en este país, no al estilo de genocidas católicos y evangélicos, tal vez Alá sea nuestra salvación, porque el Ajaw parece que ya se fue, ante tanto terror, y sus discípulos cobardes se esconden.

Fuente: www.prensalibre.com - 300507


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.