Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Guatemala: Un año “Kaftiano”
Por Umberto Mazzei - Guatemala, 14 de agosto de 2007

CAFTA entró en vigor hace un año y desde entonces han pasado cosas lamentables. Solo para dar algunos ejemplos: la desfachatez de desviar 195 millones de quetzales (US$25 millones) de los fondos del Ministerio de Educación, a la Organización de la Aviación Civil Internacional para la ampliación del Aeropuerto—lo que dice todo sobre la prioridad del transporte de mercancía sobre escuelas—y el caso escandaloso de tres diputados salvadoreños y su chofer asesinados con saña por funcionarios de la policía guatemalteca, con el Jefe de la Unidad contra el Crimen Organizado de Investigaciones a la cabeza.

El ambiente político se encuentra en franco deterioro. Mucha tinta puede gastarse señalando escándalos del gobierno, pero analizamos los del área de la economía internacional, que es nuestro oficio. Al año de instrumentar el CAFTA suena lejano el pronóstico del Embajador de Estados Unidos en Guatemala, James Dirham: "Guatemala será vista como una nación más atractiva para atraer inversiones a partir del 1 de julio" [1].

Inversiones
Las inversiones extranjeras del CAFTA no vienen. Pronacom (Programa Nacional de Competitividad) puede contarnos—sin precisar—que Guatemala recibió US$839.5 millones de inversión foránea y se crearon 17 mil empleos. Tal vez confunden las nuevas deudas con inversión. Sus cifras no coinciden con las del Banco de Guatemala, ni de las asociaciones de sector privado. Tampoco con el testimonio diario de liquidación industrial y desempleo.

Lo que trajo CAFTA son demandas ante tribunales extraterritoriales. Algunos son de extranjeros que estaban aquí antes del CAFTA. El Artículo 10.16, 1 b) del CAFTA retrotrae sus privilegios a las inversiones extranjeras hechas antes de su aplicación; inclusive cuando sea en empresas nacionales establecidas.

Es el caso de Railroad Development Corporation (RDC) contra Guatemala en nombre de Ferrovías de Guatemala. En 1997 la RDC obtuvo 50 años de concesión con el compromiso de restaurar el funcionamiento. Ahora demanda por US$65 millones—15 millones por supuesta inversión hecha, 50 millones por un lucro a futuro, pero sin que en 10 años haya hecho funcionar los trenes. La RDC, modesta en Estados Unidos, opera en otros países: Argentina, Estonia, Perú, Malawi y Mozambique y tiene antecedentes de acciones de ese tipo. En Estonia ya obligó a un arreglo. [2]

La causa de la demanda es expropiación indirecta, porque el Presidente Berger, justo al mes de CAFTA, declaró "lesivo" a la nación el uso de 12 viejas locomotoras de Fegua. Es extraña la coincidencia—y oportuna para una RDC, que perdía dinero—que el Presidente Berger se haya preocupado por unas locomotoras viejas justo al entrar en vigor el CAFTA, pero no mientras se usaron antes del CAFTA.

Comercio
En su primer aniversario el CAFTA no tiene parecido con las promesas de sus promotores: AGEXPRONT, AM-Cham, VESTEX, FEDEFARMA, Camagro, CIG, entre los más notorios. Ha sucedido todo lo contrario, y bajo el CAFTA Guatemala tuvo un dramático revés, presentando el primer déficit en su balanza comercial de la década. Esto es precisamente lo que habían advertido quienes no fueron consultados—los grupos populares que la policía agredió a balazos por protestar y a quienes los diarios les dieron poco espacio para opinar.

Comercio de Guatemala con Estados Unidos

Importaciones y Exportaciones de Guatemala y Estados Unidos: 1997-2006

Año

Importaciones

Exportaciones

Balanza

2007 (4 meses)

1,256.5

1,058.5

-198.1

2006

3,511.4

3,102.3

-409.1

2005

2,835.4

3,137.4

302.0

2004

2,551.3

3,154.0

602.7

2003 2,263.4 2,946.8 683.4

2002

2,044.4

2,796.4

752.0

2001 1,869.7 2,588.6 718.9
2000 1,900.7 2,607.5 706.8
1999 1,811.8 2,265.2 453.4
1998 1,937.8 2,071.6 133.8
1997 1,729.7 1,990.1 260.4

Fuente: U.S. Census Bureau, Foreign Trade Division, Data Dissemination Branch, Washington, DC.

La tabla nos muestra como la balanza comercial entre Guatemala y Estados Unidos fue siempre favorable a Guatemala hasta el año 2006. Luego pasa a ser deficitaria por US$ 409.1 millones. En los 4 primeros meses de 2007 el déficit ya es de US$198 millones y su proyección indica que en 2007 sobrepasará los US$ 800 millones. Es evidente que el saldo desfavorable del intercambio comercial se debe al CAFTA.

Las cifras son de Estados Unidos y la prensa sigue presentando promotores del CAFTA, hablando de aumentos de las exportaciones guatemaltecas hacia Estados Unidos. Son fantasías publicitarias. Cuando el Presidente Bush pasó por Guatemala en marzo, hizo una visita a Mariano Canú, presidente de la Asociación de Labradores Mayas que cultivan hortalizas en Chimaltenango. Sonriente, cargando cajas de lechuga, el presidente estadounidense señaló a Canú como alguien beneficiado con CAFTA que ahora tiene una empresa dinámica que exporta verduras a Estados Unidos. Resulta que el Sr. Canú sí exporta, pero hacia El Salvador y en entrevista de este año dijo que hasta la fecha no ha logrado exportar sus productos hacia los Estados Unidos.

Textiles
VESTEX fue el grupo de la industria textil y del vestido con mayor actividad para promover CAFTA y ahora dice que la culpa del fracaso la tiene la aplicación desigual del acuerdo—El Salvador, Honduras y Nicaragua empezaron antes—lo que creó incertidumbre y demoró proyectos de inversión en Guatemala, pero asegura que el CAFTA cumple.

La explicación no es sustentable porque antes del CAFTA se aplicaban las preferencias del CBI, que son idénticas y el incentivo para el mercado norteamericano el mismo. En El Salvador y Honduras—que empezaron antes—tampoco hay inversiones nuevas y también se pierden puestos de trabajo. Sólo en Nicaragua crecen las exportaciones textiles; pero porque para Nicaragua el CAFTA tiene reglas de origen textiles que dejan usar más materia prima extra regional. En Guatemala las exportaciones textiles que crecen no usan las reglas del CAFTA, algo que sabe, pero omite decir VESTEX.

Monto de algunas importaciones de USA en Vestuario, por origen.
millones US$
País 2005 2006 % Variación 2005-2006 % Variación Abril 06-Abril 07
Importaciones totales USA 68,713 71,630 4.25 8.53
Guatemala 1,816 1,666 - 8.26 -10.04
Costa Rica 482 465 - 3.53 -7.51
México 6,078 5,297 -12.85 -13.58
China 15,143 18,518 22.23 47.91

Fuente: OTEXA, junio 2007.

El cuadro muestra como el mercado textil de EE UU crece poco y la importación de China crece mucho más que el mercado. Eso desplaza a los productores que jugaron a la preferencia del TLC con EE.UU. El principal insumo local es mano de obra barata que para competir resulta insustancial, mientras esté difundida la miseria.

Agricultura
A un año del CAFTA aumentó la importación de granos y aumentaron los precios al consumidor. Males para el agricultor y el consumidor pero un beneficio para el importador. Del 2005 al 2006 la importación subió: trigo de US$55 millones a 125, maíz de US$77 millones a 99.6, arroz de US$17.9 millones a 20.9.

Desde 2005 el precio del pan subió 23.6%, el maíz 26.2% y el arroz 10.5%.

Propiedad Intelectual
El primer fallo de CAFTA contra una industria chapina de medicinas genéricas fue Pfizer contra Biocros, por Viagra. El componente activo es Sildenafil y Biocros lo usa en su Laris. En Guatemala hay 9 productos que lo usan, en Venezuela 14, en Colombia 31, en Ecuador 15. Pfizer nunca ha logrado que le reconozcan derechos, porque no tiene patente como molécula. Solo Guatemala le dio curso a la demanda. Biocros ganó la apelación, pero el hecho muestra como la última ley de propiedad industrial exigida por Estados Unidos facilita los abusos.

Hace poco cuando los demócratas del Congreso de Estados Unidos anunciaron que quieren confirmar que la legislación panameña coincide con la del TLC, Susan Schwab—USTR—les dijo que "pedir unilateralmente a un país soberano que cambie sus leyes sería una ruptura fundamental con las leyes, la política y la práctica de Estados Unidos."

Recordamos bien que el Congreso de Guatemala aprobó sucesivamente—en dos años—5 leyes de Propiedad Industrial [3], porque ninguna satisfacía los crecientes requerimientos del USTR.

Estamos de acuerdo con al Sra Schwab, pero sus escrúpulos son selectivos e infundados, porque el dictado unilateral ha sido la política y la práctica de su oficina.


[1] Prensa Libre, 29/06/07

[2] "Arbitration claims withdrawn after Estonia pays to renationalize railway", ITN, Feb.1, 2007, available on-line at: http://www.iisd.org/pdf/2007/itn_feb1_2007.pdf).

[3] Decreto 09-2003—Propiedad Intelectual sobre Salud Pública—requisito previo para iniciar la negociación del TLC; Decreto 34-2004. I niciativa legislativa protestada por el USTR como una violación del TLC, aún no firmado; Acuerdo Gubernativo 3-2005 rechazado por el USAR; Decreto 30-2005; Reforma del Artículo 177(b) exigida formalmente por el USTR con un documento titulado: "Preliminary list of implementation deficiencies" del 16 de noviembre 2005.

* El autor, Umberto Mazzei es Doctor en Ciencias Políticas de la Universidad de Florencia. Ha sido Profesor en temas económicos internacionales en universidades de Colombia, Venezuela y Guatemala. Es Director del Instituto de Relaciones Económicas Internacionales en Ginebra (www.ventanaglobal.info) y miembro de la coalición Mesa Global en Guatemala. Es analista para el Programa de las Américas en www.ircamericas.org
9 de agosto de 2007

Fuente: //piensachile.com


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.