Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 2 - 2005

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Necesitamos visión de largo plazo
Por Virgilio Álvarez Aragón - Guatemala, 7 de septiembre de 2005
viralvarez@intelnet.net.gt

En materia universitaria, la Constitución legalizó el libertinaje bajo el nombre de autonomía.

Es innegable que en los últimos tiempos los guatemaltecos hemos avanzado al ponernos de acuerdo en los grandes temas que dificultan nuestro desarrollo con equidad y justicia. Sin embargo, también es cierto que al momento de encontrar soluciones cada grupo presiona para obtener beneficios, aun a costa de perder la objetividad. Muestra de ello son las propuestas y sugerencias que sobre la formación inicial de los maestros de educación primaria han circulado en los últimos cuatro años.

La anterior administración levantó con fuerza el tema y al final de su gestión acordaron que una parte de la formación la hicieran los actuales centros de formación de maestros y la otra las universidades. Bajo qué condiciones y con qué características debería ser esa formación fue algo que no les dio tiempo a planificar, por lo que la actual administración rápidamente suspendió tal disposición.

En su editorial del 2 de septiembre Prensa Libre considera plausible la iniciativa gubernamental de elevar a nivel universitario la carrera de magisterio, afirmando que el éxito de esta empresa dependerá "de las universidades a elegirse, ante todo, por la decadencia evidente en algunas facultades humanísticas". El sutil embate a favor de algunas universidades privadas es tal que dos días después el mismo medio divulga los resultados de una encuesta en la que un poco más del 50% de los docentes y directores entrevistados dicen que para mejorar la calidad de la formación de docentes ésta debe ser trasladada a las universidades.

No obstante, el mismo 2 de septiembre ese medio reseñó brevemente el estudio que la Unesco recientemente hizo de la educación superior guatemalteca, en el que entre otras cosas se afirma que la expansión de la educación superior ha sido en menoscabo de la calidad, habiéndose fomentado su mercantilización sin que en contraposición existan políticas públicas que permitan ordenar y estimular el mejoramiento de la calidad de la educación superior guatemalteca. Debe agregarse que, lamentablemente, el Estado no puede intervenir directamente en el mejoramiento del sistema universitario porque la Constitución de la República legalizó el libertinaje bajo el nombre de autonomía.

Ante este panorama ¿es coherente, prudente y responsable trasladar la formación de maestros de educación primaria a las universidades? Desde nuestra perspectiva si bien eso puede ser lo que "la mayoría" a simple vista sugiere, llevarlo a cabo será un acto de extrema irresponsabilidad, difícil de reparar pues, trasladada tal formación a las universidades, no habrá mayor posibilidad de imponer correctivos en el mediano y largo plazo.

El futuro del país exige responsabilidad, pero también coherencia, por lo que las autoridades deben pensar más en la herencia que nos dejarán para el largo plazo que en satisfacer de manera inmediata lealtades institucionales.

*Doctor en Sociología Educativa

Fuente: www.sigloxxi.com


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.