Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 13 - 2016

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Cabildo Abierto
El Derecho Humano al agua
Por Víctor Ferrigno F. - Guatemala, 11 de abril de 2016

El derecho humano al agua y al saneamiento es de carácter vinculante para los Estados miembros de la ONU.

Este 11 de abril, dio inicio la “Marcha por el Agua, la Madre Tierra, el Territorio y la Vida”, organizada por la Asamblea Social y Popular. La primera columna salió hoy de Tecún Umán, en la frontera con México; la segunda partirá de Purulha, Baja Verapaz, el próximo jueves, y ambas confluirán el 22 de abril en la capital.

Según los organizadores, manifiestan en contra de “la contaminación, el robo y desvío de ríos, el impacto negativo en el ecosistema marino y la apropiación indebida del agua que se está dando por las grandes empresas, en la producción de monocultivos como la caña de azúcar, palma aceitera, hule, café, entre otros”.

Aducen que “comunidades, barrios y colonias carecen de agua potable y otras están obligadas a pagar altos precios, mientras las grandes empresas la utilizan para fines lucrativos”. Lo anterior, a pesar de la Carta Magna establece que el aprovechamiento, uso y goce del agua se otorga […] “de acuerdo con el interés social” (Arto. 127), y que el aprovechamiento […] “está al servicio de la comunidad y no de persona particular alguna” (Arto. 128).

Esta marcha es expresión de un conflicto social que el Estado y los empresarios no han querido resolver. Como señala la ONU, existe una clara relación entre agua, alimentación y energía. Las tres dimensiones de este fenómeno tienen un trasfondo histórico de confrontación: las hidroeléctricas construidas al margen de la ley, el aprovechamiento ilegal de las fuentes hídricas y la hambruna que padece la mitad de la población, son un caldo de cultivo que presagia enfrentamientos álgidos.

En el Informe Mundial sobre el Desarrollo de los Recursos Hídricos, la ONU advierte que en el futuro las guerras ya no sólo se darán entre las naciones por el petróleo sino por el agua, si persiste la "inercia de los dirigentes". El mayor obstáculo es la falta de voluntad política de los gobiernos, según la Relatora Especial de Naciones Unidas sobre el derecho al agua potable y al saneamiento.

El estudio también señala que en los últimos 50 años el consumo de agua se duplicó, y se prevé que en los próximos 20 años, el promedio mundial de abastecimiento de agua por habitante disminuirá en un tercio. A la escases, se suma la desigualdad, pues los niños nacidos en países desarrollados consumen entre 30 y 50 veces más agua que los nacidos en países en desarrollo, mientras la calidad del agua sigue empeorando.

Según el informe de 2014 del Programa Conjunto de Monitoreo de la Organización Mundial de la Salud y el Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia, 748 millones de personas siguen careciendo de acceso a fuentes mejoradas de agua potable, y se estima que al menos 1,800 millones de personas utilizan fuentes de agua que no es salubre.

En 2010, después de décadas de deliberaciones y luchas, la Asamblea General de la ONU reconoció el derecho humano al agua potable y al saneamiento, y el Consejo de Derechos Humanos estableció que éste “se deriva del derecho a un nivel de vida adecuado y está indisolublemente asociado al derecho al más alto nivel posible de salud física y mental, así como al derecho a la vida y la dignidad humana”. Por ello, el derecho humano al agua es de carácter vinculante para los Estados miembros de la ONU.

Cientos de comunidades rurales carecen de agua y saneamiento por la desidia estatal y por la contaminación y los desvíos ilegales de ríos por empresas palmeras, bananeras y cañeras, lo cual ha sido denunciado desde hace décadas, manteniéndose la impunidad.

Sumergido en la pobreza y la inseguridad, con hambre y sin agua, el Pueblo de Guatemala está siendo forzado a una confrontación sin precedente. ¡Aguas!

www.albedrio.org


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.