Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 2 - 2005

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Entrevista a Francisco Chiquín Méndez, campesino del parcelamiento La Máquina: “Ojalá fuera para las personas y no sólo para los productos”
Por la redacción de elPeriódico - Guatemala, 15 de marzo de 2005

Este pequeño agricultor no ve una sola ventaja en el Tratado de Libre Comercio y cree que los únicos beneficiados serán los azucareros.

¿Por qué oponerse al TLC?

- Porque somos pobres. Porque nuestros productos nunca los vamos a llevar a Estados Unidos. En ese país quieren mucha calidad, productos que no tengan insecticidas y que no tengan fertilizantes, todo natural. Nuestra tierra ya no da.

¿Usted vende su maíz y su frijol?

- No, sólo para nuestra comida.

¿Pero y eso que dice el gobierno de que los va a ayudar a reconvertirse y poder producir vegetales que puedan vender en Estados Unidos?

- Nuestra tierra apenas nos da para vivir. Se necesitan grandes extensiones de tierra, pero no tenemos. En cambio, el azúcar de los ricos, eso sí se va a vender allá. Eso sí se lo van a llevar a Estados Unidos. Ellos nos van a vender maíz y frijol, pero el puro rechazo, el maíz picado. Y como es más barato ya no nos van a comprar nuestros productos. Acá, los únicos beneficiados son Arzú y Berger, como son dueños de Escuintla, de toda el azúcar.

Mire, y si no da la tierra, ¿no será cierto eso que dicen que ahora va a ser mejor trabajar en fábricas?

- Tal vez, pero fíjese que en las fábricas piden que uno sea recibido. Y nosotros apenas tercero o sexto primaria tenemos. Además, fíjese que estuve trabajando en una fábrica en la capital y hoy es el día que no me pagan mis prestaciones. En el campo uno no tiene que gastar en bus o comprar agua como acá. Es más barata la vida allá.

¿Y no ha pensado irse a trabajar a Estados Unidos?

- Ése es el sueño de cualquiera. Pero también hay que ver que allá uno va preso, no puede salir, no puede moverse. Ellos, en cambio, vienen a trabajar acá con toda libertad. Ojalá que el Tratado también fuera para las personas y no sólo para los productos.

Fuente: www.elperiodico.com.gt


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.