Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 4 - 2007

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Por el fín de la impunidad - Entrevista con David Morales de FESTRAS
Por Amalia Antúnez - Guatemala, 6 de febrero de 2007
memoriagua@yahoo.com

Una delegación compuesta por organizaciones de Europa, Estados Unidos y América Latina fue a Guatemala a exigir a las autoridades competentes que se tomen todas las medidas necesarias para que se haga justicia en el caso de Pedro Zamora.

El pasado 28 de enero arribó a Guatemala la misión de la Federación Internacional de Trabajadores del Transporte (ITF) y la Confederación Sindical Internacional (CSI), convocadas ante al terrible asesinato de Pedro Zamora, el pasado 15 de enero. Además, la delegación estuvo compuesta por representantes de Comisiones Obreras (CC.OO), la Unión General de Trabajadores (UGT), UITA-FESTRAS de Guatemala, AFL-CIO y la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

Zamora era secretario general del Sindicato de Trabajadores de la Empresa Portuaria Quetzal (STEPQ), y debido a las denuncias que realizara fue objeto de innumerables amenazas e intimidaciones por parte de la gerencia de la empresa. Esta misión permaneció en el país hasta el día dos de febrero inclusive.

SIREL conversó con David Morales, secretario general de FESTRAS, quien participó de la misión representando a la Federación y a la UITA.

-¿Cómo participante, qué evaluación realizas de la misión?

-El día 29, junto al compañero Edwin Ranchos, miembro del Comité Ejecutivo Latinoamericano de la UITA partimos a Puerto Quetzal donde nos reunimos con la misión. Al llegar ya se encontraba en el lugar el gerente administrador de la Empresa Portuaria Quetzal (EPQ) , quien manifestó ante los integrantes de la misión su preocupación por el caso, todo esto en un notorio clima de hostilidad ya que se le acusa de ser uno de los impulsores de la privatización del puerto y de algún modo responsable de las intimidaciones y amenazas contra los trabajadores sindicalizados. Luego nos dirigimos a la casa de los familiares del compañero Zamora y de allí a reunirnos con autoridades de gobierno y policía hasta culminar la agenda. La participación de los compañeros sindicalistas fue masiva, pues vieron en la misión la unión y solidaridad del movimiento sindical.

-¿Cuál ha sido la respuesta de las autoridades ante los planteos de la misión?

-Las respuestas de las autoridades han sido insuficientes, pues tanto el ministerio público como la policía nacional, se pasan la responsabilidad uno al otro. Lo que notamos es una increíble negligencia, especialmente en este caso, cuyos antecedentes eran de conocimiento público desde octubre del año pasado. Las intimidaciones que venía recibiendo, no solo el compañero Zamora, sino todos los integrantes del comité ejecutivo de STEPQ, eran motivo suficiente para priorizar el caso. Este hecho se da en el marco de la impunidad generalizada en Guatemala, producto de la ausencia de condenas a los miles de asesinatos que se cometen en el país.

-¿Cuales son los resultados que en tu opinión obtuvo la misión?

-El primer resultado positivo fue en el ánimo de los compañeros, pues vieron que hay unidad del movimiento sindical, que no están solos en la lucha, ya que la respuesta a su solicitud fue inmediata. El segundo punto importante es que la misión pudo constatar la situación real que se vive en Guatemala. Es preocupante el desinterés de las autoridades por cumplir y hacer cumplir la ley, de investigar y condenar a los responsables de los asesinatos contra sindicalistas.

-¿Cómo movimiento sindical, cuál es el próximo paso?

-El movimiento sindical mundial estará ejerciendo toda la presión que resulte necesaria para el esclarecimiento del caso del compañero Pedro Zamora, que se identifiquen los responsables y caiga sobre ellos todo el peso de la ley, además de exigir la protección a los demás sindicalistas y sus familias. Se debe reincorporar a los nueve trabajadores despedidos, exigir el cumplimiento de los convenios internacionales de la OIT y el fin de las acciones intimidatorias, así como denunciar los constantes crímenes contra sindicalistas en el país y la impunidad existente.

-¿Qué mensaje le envías a los trabajadores de tu país?

-La seguridad que en Guatemala seguiremos, como trabajadores, apoyando a las organizaciones sindicales y las acciones que nos conduzcan a lograr el esclarecimiento de este crimen tan vil.

Fuente: www.lainsignia.org - Ref.: Sirel


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.