Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 5 - 2008

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Castresana: La CICIG no viola la soberanía guatemalteca
Por Claudia Acuña - Guatemala, 26 de abril de 2008

El Comisionado de las Naciones Unidas disertó frente a un grupo de estudiantes de derecho de la Universidad de San Carlos de Guatemala sobre el mandato del ente investigador internacional implementado en el país en enero.

En el aula magna del campus central de la Universidad de San Carlos conocida por lo estudiantes como El Iglú, el representante del Secretario de Naciones Unidas para la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (CICIG), Carlos Castresana, presentó a los estudiantes del último año de la carrera de abogacía y notariado el mandato de la comisión en el país.

La conferencia se desarrolló en torno a un estudio elaborado por 567 estudiantes de derecho que analizaron si la CICIG violaba o no la soberanía del país. La conclusión de la investigación señala que no lo es, a menos que entre en contradicción con algunos artículos de la Constitución, puesto que se podría tomar como una reforma.

Durante una hora, Castresana hizo alusión al contexto histórico que creó la comisión a su cargo. Desde que en 2003 el Procurador de los Derechos Humanos y el Gobierno guatemalteco solicitaron ayuda a la Organización de Naciones Unidas (ONU) para desarticular los grupos clandestinos que existían en Guatemala. Fue entonces cuando se le pretendió dar vida a la CICIACS.

El comisionada explicó que luego de varias negociaciones, el año pasado se logra concretar la implementación de CICIG dentro de la institucionalidad guatemalteca, con el aval de la Corte de Constitucionalidad y la aprobación del Congreso de la República. Razones por las que a su criterio no se viola la soberanía del país.

Agregó que si bien es cierto Guatemala invirtió en recursos y en alguna medida de su soberanía, lo hizo con el entendido de que se recuperará la justicia en el país, misión que tiene la CICIG para encaminar al sector justicia a encontrar las políticas públicas, reformas legislativas y mecanismos que permitan de manera autónoma impartir la justicia a todos por igual.

Castresana explicó que los índices de violencia e impunidad en el país son alarmantes. Indicó que durante el gobierno de Álvaro Arzú los asesinatos sumaron 12 mil mientras que en el de Alfonso Portillo fueron 14 mil y en el reciente período de Oscar Berger llegaron a 21 mil. Una de las situaciones que conoce la CICIG es la de los femicidios ya que se mantienen en la impunidad.

Al finalizar la disertación, Castresana respondió, por cuestiones de tiempo, una única pregunta:

¿Cuáles son los avances de las investigaciones que CICIG realiza en el país? Respuesta: No puedo hablar de los casos. Añadió que dentro del trabajo que se puede esperar de CICIG para el próximo semestre está el de llevar procesos ante los tribunales.

Mencionó que uno de los problemas en el país es que los medios de comunicación ventilan los procesos para la opinión pública, lo que en la mayoría de los casos los afecta. Razón por la que mencionó que la primera recomendación que hará es el silencio, tal como lo hace la comisión.

Al final de la actividad se entregó a su autor, el magistrado Juan Francisco Flores Juárez, de la Corte de Constitucionalidad, el libro Constitución y Justicia Constitucional.

Fuente: www.elperiodico.com.gt


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.