Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 5 - 2008

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Los dueños de Pollo Campero expuestos en caso de fraude
Por la redacción de La Voz Hispana - Miami, 12 de septiembre de 2008

La prolongada controversia entre los accionistas del mayor grupo empresario de Guatemala da un dramático paso adelante con el fallo de un tribunal de Bermuda

La semana pasada un juez de Bermuda dictó una importante sentencia por la cual se declaró culpable de fraude contra un accionista minoritario a una compañía de reaseguros de propiedad del inmensamente poderoso grupo empresario Bosch-Gutiérrez (Multi-Inversiones), de Guatemala, lo que confirma los alegatos de larga data sostenidos por el demandante en diversos casos vinculados ante tribunales internacionales.

"Tras casi una década de lucha, finalmente se nos concedió la primera oportunidad de presentar los fundamentos legales y compartir la prueba grabada en video sobre lavado de dinero", declaró Robert Amsterdam, uno de los abogados que representa a la familia de Juan Arturo Gutiérrez, propietario de la compañía holding Lisa. "Como esperábamos, el fallo del tribunal confirma que mi cliente ha sido la víctima de un fraude continuado. Consideramos que este hallazgo es relevante con respecto a más que este resultado exitoso. Este análisis ayuda a quitar los velos de impunidad, evasión fiscal, lavado de dinero y abuso sistemático del poder político, para exponer el verdadero rostro de estos caudillos que tanto daño han causado al pueblo de Guatemala".

El caso, LISA S.A. vs. LEAMINGTON REINSURANCE COMPANY LTD. y AVICOLA VILLALOBOS, presentado ante la Corte Suprema de Bermuda (1999: No.108/2001 No. 79), está relacionado con varios otros litigios en los Estados Unidos de atención internacional de alto perfil, iniciados por el demandante contra compañías e intereses de propiedad de Juan Luis Bosch y Dionisio Gutiérrez Mayorga, entre otros, quienes son los principales propietarios de la popular cadena de restaurantes de comidas rápidas Pollo Campero. El caso ha recibido la atención de los más altos niveles gubernamentales y empresarios, y ha involucrado sucesos de toda índole, desde el ataque a balazos a periodistas y el boicot de los medios de comunicación a una demanda presentada ante la Comisión contra la Impunidad (CICIG) de las Naciones Unidas.

La Corte de Bermuda falló en favor de Lisa y contra Leamington, y determinó que Lisa fue defraudada en casi $2.0 millones, más intereses previos al fallo e intereses posteriores al fallo a una tasa legal del 7%. No obstante, la Corte no encontró responsabilidad por parte de Avícola Villalobos, S.A., no porque no se hubiera cometido fraude, sino porque las pruebas apuntaban a una parte innominada, Multi-Inversiones, S.A. del Grupo Bosch-Gutiérrez, como el cerebro a cargo que dirigía las prácticas fraudulentas de Leamington.

El fallo en este caso confirma que los ejecutivos de alto rango que representaban a Bosch y Gutiérrez "admitieron claramente, en una reunión que fue secretamente grabada, que una parte sustancial de los ingresos generados por el Grupo Avícola, en particular el efectivo generado por la venta de pollos vivos, estiércol de pollo y naranjas, se mantenía fuera de los registros contables y se utilizaba para financiar repartos a los accionistas", y "admitieron prácticas institucionalizadas diseñadas para engañar a sus autoridades fiscales locales con respecto a la parte de los asegurados primarios". La Corte determinó también que el demandante no había tenido conocimiento del fraude, como alegaba la defensa.

"Muchos de los puntos detallados en este fallo significan mucho más que simplemente el veredicto", comentó Juan Rodríguez, un abogado que representa al demandante. "Durante casi diez años la defensa ha alegado que nunca llevaron más de un juego de libros contables, sólo para cambiar su historia por completo en el pasado mes de febrero ante este tribunal, a fin de argumentar que el demandante estaba informado del esquema del fraude. Con esta mentira abiertamente expuesta, finalmente tenemos un panorama de la posible manipulación política llevada a cabo por estos individuos en Guatemala para escapar de nuestras demandas y la investigación de las autoridades judiciales estatales, lo que desde hace mucho ha sido un problema subyacente de imperio de la ley para el país".

Fuente: www.lavozhispanicnews.com


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.