Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 5 - 2008

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

La impunidad en el asesinato de mujeres en Guatemala "es injustificable", dice una comisión
Por la redacción de SOITU - Guatemala, 4 de octubre de 2008

La impunidad que impera en los cientos de asesinatos de mujeres en Guatemala "es injustificable" y se debe a la investigación que sobre estos hechos realizan las autoridades, denunció hoy la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (CICIG).

El jefe de la CICIG, el jurista español Carlos Castresana aseguró que "la mala coordinación" entre los fiscales y la Policía Nacional Civil (PNC) en la investigación de estos casos fomenta la impunidad.

El jefe de la CICIG, el jurista español Carlos Castresana, en declaraciones a la radio local Emisoras Unidas, aseguró que "en las tres cuartas partes de los casos (de asesinatos de mujeres) el responsable es el novio, el familiar, el compañero de trabajo o el vecino" de la víctima.

Sin embargo, lamentó Castresana, "la mala coordinación" entre los fiscales y la Policía Nacional Civil (PNC) en la investigación de estos casos fomenta la impunidad, que envuelve a más del 98 por ciento de los crímenes contra mujeres.

"Encontrar al responsable (de estos hechos) no es ningún secreto", aseguró el jefe de la CICIG, al señalar que lo que deben hacer los investigadores es "buscar la firma del asesino en la escena del crimen, porque siempre suelen dejarla".

Según Castresana, el mal manejo de la escena del crimen por parte de los fiscales, que no siguen los protocolos mínimos de investigación de estos hechos, es la principal causa de que nunca se identifique a los responsables.

Según cifras oficiales, en lo que va de este año se han registrado más de 610 asesinatos de mujeres a nivel nacional, de los cuales cerca del 75 por ciento se dan en el marco de la violencia intrafamiliar.

La CICIG, que a petición del Gobierno guatemalteco investiga el fenómeno de la muerte violenta de mujeres, ha determinado que en los casos de violencia intrafamiliar existen "patrones" que facilitan la investigación de estos, pero que los mismos no son identificados por las autoridades.

"No buscan evidencias de cabellos, colillas (de cigarrillos), fragmentos de carne en las uñas (de las víctimas) ni residuos de semen (en los casos de violación), los cuales fácilmente pueden llevar al responsable" de estos crímenes, indicó Castresana.

Según el jefe de la CICIG, "el número de casos de impunidad por cuestiones técnicas, donde las vías de investigación llevan a un callejón sin salida, es marginal".

Sin embargo, lamentó que la falta de coordinación, voluntad y capacidad de los órganos responsables de la investigación criminal han hecho que "lo que debería ser marginal se convierta en una regla".

Un informe presentado el mes pasado por Castresana, en ocasión del cumplimiento del primer año de funcionamiento de la CICIG, señaló que el 98 por ciento de los delitos que se cometen en Guatemala quedan impunes debido a la debilidad de la Justicia y la "fuerte presencia" de "mafias" dentro de las estructuras estatales.

La CICIG, que fue creada en septiembre del año pasado cuando el Parlamento aprobó su instalación en el país, pero que empezó a funcionar de lleno en enero de este año, investiga 15 casos que son considerados como "paradigmáticos" por el impacto que han tenido en la sociedad.

Según Castresana, en septiembre del próximo año, cuando concluya el plazo de vigencia de la comisión, se darán a conocer los resultados de las investigaciones que realizan, los cuales, aseguró, "estarán resueltos para entonces".

Fuente: www.soitu.es - 031008


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.