Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 13 - 2018

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

Unidad, batalla y unidad
Colectivo de Acción y Discusión Política, La Gotera - Guatemala, 15 de febrero de 2018

No está de más señalar que la concurrencia del espíritu cínico y descarado de la política exterior norteamericana sigue basándose en el fraude y el engaño, auxiliado con sus medios de propaganda que a pesar de la obvia farsa, continúan engañando a muchos, no importando si estos son intelectuales o gente del común. Pareciera como sí estos mensajes tuvieran algo mágico o sicotrópico que distorsionara los sentidos e impidiera hacer un mínimo balance entre lo falso de esos mensajes y lo verdadero de los hechos. El mundo al revés como dicen algunos.

No obstante, contra todo y sobre todo el poder de ese aparato mediático que va desde las falsas noticias hasta comentarios tramposos de presentadores y comentaristas, es menester seguir denunciando esa política rapaz y asesina que pretende solo un objetivo: continuar enriqueciendo y acumulando en las manos ensangrentadas de una elite imperial que con ello no beneficia en nada al desarrollo de la humanidad, los bienes robados a sus auténticos dueños, incluyendo en estos la vida misma de los pueblos. Al contrario, por esas desmedidas y torcidas ambiciones, el avance tecnológico que pudiera beneficiar al mundo entero, se retrasa, confirmando el viejo axioma marxiano de que cuando las relaciones sociales son un freno, un obstáculo, a las fuerzas productivas, es tiempo de Revolución Social. De allí que, comprobando que el Imperio norteamericano y sus vagones a escala planetaria, vienen de más a menos, los conflictos de toda índole, especialmente los que se expresan a través de guerras fratricidas, se exacerban en varios escenarios con la tendencia de agravarse en número y en calidad a medida que el capitalismo se niega a morir. Dolores propios del parto que se avecina.

Estamos siendo testigos, para unos afortunadamente, para otros no tanto, del paroxismo agónico imperial en cuya muerte debemos contribuir para que sea lo más pronto posible y evitar con su postergación que traiga más muerte y destrucción, más sufrimiento y dolor.

Sabemos plenamente los comunistas que este tránsito se presentará de corta o larga duración dependiendo del grado de participación que tengamos en su destrucción. De tal manera que, de nuestra organización y conciencia pende que el nacimiento por una nueva forma de producir, distribuir y consumir, se retrase.

Partiendo de esa premisa, hacemos un llamado a las organizaciones populares, humanísticas y religiosas de corazón, para que, independientemente del concepto de socialismo que tengamos, nos unamos en un gran FRENTE POPULAR CONTRA EL CAPITALISMO cuyo factor común debe ser el odio hacia el Imperialismo que ha demostrado ser su última fase, oponiéndonos contundentemente a sus aviesos fines como son la destrucción acelerada del género humano, su esclavización por medio de la superexplotación y el desempleo, arrancándole para conseguirlo cualquier tipo de esperanza en un futuro promisorio libre de cadenas, degradando en esa loca aventura, de manera rápida y sostenida, nuestro planeta. Todo ello, por la maniática competencia por la consecución de la máxima ganancia.

Dentro de esto mismo, nos unirnos a condenar unánimemente sus acciones virulentas que ya no se avergüenzan de estar apoyadas en mentiras execrables y en criterios insulsos como los que hoy se blanden contra la Revolución Bolivariana de Venezuela por el simple hecho de haberse desmarcado de la orbita de Washington y querer trazar su propio destino como en su momento lo hizo Cuba en Nuestra América, callando a la vez complacientes frente al descarado fraude en Honduras.

Guaicaipuro, Tupac Amaru, Bolívar, Martí, el Che, Allende, Chávez, Fidel vuelven a combatir a través de todos los pueblos latinoamericanos a quienes quieren seguir esclavizándonos con el fin de evitar que tracemos las verdes alamedas por donde han de transitar las mujeres y hombres nuevos.


¡Viva la Bolivariana Venezuela! ¡Viva Chávez y Maduro!
¡Viva la Patria Grande!


Colectivo “La Gotera”


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.