Revista electrónica de discusión y propuesta social 
Revista · Documentos · Archivo · Blog   Año 13 - 2017

::::albedrío::::

Revista
Editorial
Artículos
Entrevistas
Noticias

linea

Redacción

linea

Enlaces

linea

SiteMap
Contacto


Otros documentos de consulta

De orden internacional
De carácter oficial
Comunicados

 

 

 

MSICG llama a respetar decisión soberana del pueblo de la República Bolivariana de Venezuela
Por el Movimiento sindical, indigena y campesino guatemalteco - MSICG - Nuestra América, 1 de agosto de 2017

logo

El MOVIMIENTO SINDICAL, INDÍGENA Y CAMPESINO GUATEMALTECO –MSICG- felicita al hermano pueblo de la República Bolivariana de Venezuela por la masiva participación en el proceso de elección de Asamblea Nacional Constituyente a pesar del terrorismo y violencia desatada, antes y durante el proceso electoral.

Nuevamente, el pueblo venezolano se ha pronunciado en favor de la paz, de la institucionalidad y la democracia de frente a quienes pretenden mediante la violencia, imponerse e imponer una voluntad que durante décadas ha carecido del apoyo necesario en las urnas para poder considerarse un posicionamiento legítimo y compartido por la mayoría de venezolanos y venezolanas.

El MSICG recuerda que el reconocimiento a la legitimidad de una Asamblea Nacional Constituyente es una condición que solo puede ser otorgada por el pueblo de la República Bolivariana de Venezuela mediante su asistencia o no a las urnas y que cualquier pronunciamiento de cualquier gobierno en el sentido de reconocer o no la Asamblea Nacional Constituyente electa por el pueblo venezolano mediante el voto ejercido a pesar de encontrarse constantemente amenazados por grupos terroristas, en un proceso transparente y auditable, excede el marco de facultades del gobierno de que se trate y vulnera los principios elementales del Derecho Internacional.

Llama la atención que tales pronunciamientos a menudo provienen de gobiernos que carecen del respaldo de sus respectivos pueblos y cuyas gestiones son calificadas como ineficientes cuando no corruptas.

En el caso del Gobierno de Guatemala, el MSICG recuerda al Presidente de la República, JIMMY MORALES, que su gobierno junto al de México, Colombia y Perú, entre otros, comparten como característica común niveles ínfimos de respaldo popular y que si continúan ejerciendo dichos cargos se debe solamente a la ausencia de mecanismos revocatorios a través de los cuales la población pueda materializar su descontento; de tal cuenta, resulta irónico que se cuestione la democracia en un país hermano cuando es la falta de democracia y de mecanismos para hacerla efectiva en el propio lo único que les mantiene en el ejercicio del poder.

El resultado del proceso de elección de Asamblea Nacional Constituyente es la decisión incuestionable del pueblo de Venezuela de defender su institucionalidad, su soberanía y el derecho a auto determinarse, su rechazo a la violencia, al terrorismo y a la intenciones intervencionistas de gobiernos extranjeros y esa decisión soberana debe ser respetada por todos los pueblos del mundo quienes debe de abstenerse de una vez por todas de continuar apoyando medidas que alientan el terrorismo, la barbarie y el uso de la violencia como argumento para revertir la voluntad de los pueblos expresada en la urnas.

El MSICG también llama la atención respecto a que la posición del Gobierno guatemalteco como la de otros gobiernos, al considerar dentro del marco de la legitimidad los actos ejecutados en Venezuela para socavar al gobierno legítimamente electo por parte de quienes resultaron vencidos en dicha elección y que se expresan a través de ultraje de símbolos patrios, actos de violencia, cierre de carreteras, destrucción de bienes públicos, ataques a las fuerzas de seguridad del Estado y a la población, realización de comicios al margen de los procedimientos legales, la revocatoria unilateral del mandato de funcionarios públicos y la instalación de una institucionalidad paralela, no sería también la de considerar tales acciones como ilegítimas en suelo propio, esto sin que nuestras democracias hayan alcanzado el mismo nivel de desarrollo y fortaleza que la alcanzada por la República Bolivariana de Venezuela.

En ese sentido, el MSICG exige al Gobierno de Guatemala a abstenerse de asumir una posición intervencionista que aliente la violencia y el terrorismo en Venezuela y que desconozca la voluntad soberana que ha sido expresada por las venezolanas y venezolanos en las urnas este 30 de julio de 2017 y le recuerda que la miseria en que se encuentra la población guatemalteca en estos momentos y en la que se ha encontrado históricamente es resultado del proceso de invasión ejecutado por Estados Unidos en 1954 intervención que sigue vigente hoy más que nunca.


¡¡¡UNA SOLA VOZ, UNA SOLA FUERZA!!!


MOVIMIENTO SINDICAL, INDÍGENA Y CAMPESINO GUATEMALTECO –MSICG-


Copyright © El credito de las contribuciones es única y exclusivamente de los autores. El contenido de las contribuciones no representan necesariamente la opinión de la revista; los autores son responsables directos del mismo.